No permitas que manejen tus emociones, ¡Se Dueño de ellas!

El ser humano desarrolla y tiene sentimientos, que no son otra cosa que todo aquello que sentimos. Estos sentimientos se manifiestan o se transmiten a través de emociones. Las emociones en una persona son:alegría, afecto, tristeza, miedo e ira.

Las emociones son viscerales, es decir recaen generalmente en el estomago, hígado y vesícula biliar, provocando así las sensaciones, alterando la perspectiva de lo que nos rodea, ya sea de manera positiva o negativa. Las emociones se pueden manejar por medio de la objetividad que puede ser alta (mucho control) o baja (poco control). El manejo de las emociones se puede desarrollar tomando consciencia que con la actitud se afecta e impacta a los demás.

Desde éste punto de vista te puedo decir que hoy en día estamos viviendo en medio de falacias, por ejemplo:

¿Con lo que yo diga o haga te puedo hacer sentir bien o te puedo hacer sentir mal?

¿Con lo que tu digas o hagas me puedes hacer sentir bien o me puedes hacer sentir mal?

Si tú respuesta es si, estas cayendo en un error de razonamiento, porque no eres tú el que me afecta, no soy yo el que te ofende, cada uno es responsable de sus emociones. Eres tú, soy yo quienes decidimos sentirnos bien o mal.

No podemos, insisto, responsabilizar a otros de lo que tu y yo decidimos ser, tener, o sentir.

Veamos otro ejemplo:

Si yo te doy un obsequio, un regalo, o te invito a cenar, tu respuesta puede ser si o puede ser no aceptar, pero eres tú quien lo determina, ¡ YO NO TE OBLIGUE!

Lo mismo sucede cuando alguien te brinda un obsequio, un regalo o te hace una invitación a hacerte sentir bien o a hacerte sentir mal, eres tú quien lo va a decidir, ¡ASUMELO!

En cierta ocasión escuche decir a una mujer en su aniversario de bodas:

“Quiero agradecer a todos los presentes su compañía y participación con nosotros en éste evento, y deseo expresar algo que quizá los sorprenderá, pero les pido su atención y comprensión.

Se preguntarán si en estos 20 años de matrimonio éste hombre, que  tengo aquí a mi lado, refiriéndose a su esposo, me ha hecho feliz, pues mi respuesta es ” NO”, te imaginarás el asombro de todos los presentes y en medio de un murmullo lógico, dijo, en estos 20 años soy yo quien a decidido ser feliz con él, él es la persona que elegí como compañero de vida,con sus errores, talentos y carencias, yo lo acepte así, no tengo nada que reprochar, ni a él, ni a la vida, lo amo tal y como es.

Te das cuenta ésta mujer se responsabilizó de sus emociones, de su felicidad.

La clave está en el compromiso con que asumes tus acciones, actitudes y sentimientos, no vivas, ni sientas lo que no quieres; no permitas que manejen tus emociones, ¡Se dueño de ellas!

Me gustaría que me dejarás un comentario sobre el artículo que acabas de leer y también cuéntame un poco y dígame cual es su principal frustración, a la hora de querer perdonar, yo personalmente estaré contestando sus preguntas y comentarios

Sinceramente

Alejandro Sánchez

Compartelo en:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
Publicado en manejo de emociones y etiquetado , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *